xº

Un Día Sin

P. Félix Jiménez Tutor, escolapio.....

.  

 


El Calendario, nuestro memento mori, jardín en el que desearíamos demorarnos, es un metrónomo alocado que, sin darnos cuenta, nos planta en los 80.

Olvidado el texto de nuestro papel en el teatro de la vida, el Calendario, apuntador listo, nos dicta el texto, la última frase, y nos recuerda el tiempo que nos queda por vivir.

A mí me molesta que el Calendario Civil me imponga deberes para cada Día del Año: Día de la Felicidad, del Beso, de la Poesía, del Árbol, del Brócoli, de la Vía Láctea…

El Calendario, Google omnividente e impertinente, conoce las victorias, las gestas, los huracanes de la historia, todo lo digno de ser cantado o llorado, fechas completas: día, minuto, mes y año del evento: Nine Eleven, 22 de Febrero, 5 de Marzo, 17 de Marzo, 23 de Abril, 12 de Octubre 25 de Diciembre…

Me molesta también que el Calendario Litúrgico, la epacta, me imponga no sólo recordar sino también rezar y besar las reliquias de tercera clase de San Cucufate, San Hegesipo, los santos Alipio y Posidio, Santa Catalina Tekakwitha, Mother Cabrini…

Mi Calendario es más completo, más universal y más veraz: “ Todos los hombres y mujeres que a través de los tiempos han vivido en tu amistad”, mis futuros compañeros en la eternidad, cuyos nombres están escritos en el Libro de la Vida e ignorados en los libros de los hombres.

¡Qué alivio no tener que conocer la lista de los Reyes Godos!

A mí me encantan los DÍAS SIN…sin coches, sin tabaco, sin compras, sin colas, sin políticos, sin mítines, sin fricciones, sin blasfemias, sin herejías, sin TV, sin mails, sin wasaps,sin periódicos, todo free, sugar free, drugs free, sex free, smoke free…

En el Calendario de Dios, no los busques en ningún otro Calendario, hay un DÍA SIN, un Día NO-COSA, Un día Free of and From, un Día para Todos, Perfecto, Santo, Bendita Inactividad.

Calendario ideal, te lo creas o no, puesto en práctica por un pueblo pequeño y fiel.

“Recuerda el Sábado para santificarlo.Durante seis días trabajarás y harás todas las tas tareas, pero el DÏA Séptimo es el Día de Descanso, consagrado al Señora tu Dios. No harás trabajo alguno, ni tú, ni tu hija, ni tu esclavo, ni tu esclava, ni tu ganado, ni el emigrante que reside en tus ciudades”. Éxodo 20, 8-10

El Sabbath, a pesar de los muchos NOES QUE OBEDECER, tiene un plus de santidad. Su observancia es el rasgo que habilita a un judío observante para ser testigo en los documentos legales.

“El Sabbath es mi delicia” canta el profeta Isaías. Durante esa bendita inactividad, dos son las actividades que hay que realizar.

DÍA del SÍ a la comida copiosa y sabrosa en familia y DÍA DEL SÍ al sexo marital.

Días con y Días sin……... .pero “Siempre con Dios, único Origen, la única Salida, el único Término”.